Establo » Razas

Baudet de Poitou, el asno aristócrata

6 febrero 20102.289 lecturasSin comentarios
 

Se cree que los primeros asnos vivieron en Arabia, de allí pasaron a Egipto y a Persia, para luego desembarcar en Grecia, viajar a España, Italia, Francia y Alemania y más tarde, cruzando el Canal de la Mancha, introducirse en Gran Bretaña. Los españoles fueron los encargados de llevarlo hasta el nuevo continente, América.

Según los historiadores los asnos de mayor o menor tamaño, caracterizados por su pelo corto y gris, y condecorados con una línea dorsal llamada raya de mulo que se encuentran por toda Francia fueron importados por los romanos. Pero en el caso del Baudet, éste llegó al país galo a través de los Pirineos, desde España, a la cual había llegado desde la misma África gracias a la conquista árabe de la parte meridional de la Península Ibérica. Estos asnos tenían el pelaje negro, largo y ondulado (e incluso casi rizado), y eran de una alzada importante, con un cuerpo ancho y unos fuertes y robustos miembros, así como con unos cascos dotados de gran resistencia y dureza.

El Baudet de Poitou fue llevado a América por los Españoles
El Baudet de Poitou fue llevado a América por los Españoles

España protegía mucho la exportación de sus asnos, pero en el s XVI, con la subida al trono de Felipe V, se levantó la prohibición de exportar asnos, y éstos pudieron pasar la frontera hacia Francia. Cierta cantidad de asnos fueron llevados hasta Poitou. A partir de estos ejemplares se obtuvieron los Baudets de Poitou, una magnífica raza que ha sido conservada con gran cuidado por sus propietarios y por la ganadería mulera (recordemos que del cruce entre los asnos y caballos se obtienen los mulos).
El Baudet de Poitou es el asno de raza más antigua y no le deberíamos confundir con el asno común, ya que se trata del “aristócrata” de los asnos: se cría de forma privilegiada y su comercio ha sido muy apreciado.

Se tuvo que esperar hasta el año 1717 para que la primera descripción de la raza fuese publicada. El papel del Baudet de Poitou como engendrador (casi exclusivo) de mulos fue altamente reconocido y los ejemplares alcanzaron una elevada reputación por sus cualidades prolíficas; cualidades que se conservan hasta edades bien avanzadas. La producción de mulos fue el origen de su desarrollo y de su implantación en su cuna natal, territorio que se sitúa entre Deux-Sèvres (al Norte), Vienne la Charente y Charente Maritime (al Sur) y Vendeé (al Oeste). Actualmente la raza se cría también en otras zonas del territorio Francés, lo mismo que en otros países.

En 1884 se creó el libro genealógico (stud – book) de la raza describiendo a este asno como un animal de gran tamaño, cuya alzada en los machos oscila entre 1,40 metros y 1,50 metros, mientras que en las hembras va desde 1,35 metros a 1,45 metros. La cabeza del asno Baudet es grande y está coronada por unas enormes orejas bien abiertas, las cuales deben estar pobladas de abundante pelo. El cuello es fuerte. El cuerpo, largo, las caderas sobresalen poco y su grupa es corta. No se aprecia la cruz. En cuanto al pecho, es amplio y las costillas están redondeadas. Las extremidades de estos ejemplares, por su parte, son muy fuertes y presentan unas anchas articulaciones. Sus pies son anchos, abiertos y recubiertos de pelo.

Se trata de una raza muy prolífica y apreciada en todo el mundo
Se trata de una raza muy prolífica y apreciada en todo el mundo

El pelaje, sin embargo, es el rasgo más característico de esta raza. Es muy largo y su textura es especial, con un aspecto similar a las rastas. El color principal es el bayo pardo. El hocico, la nariz y el contorno de los ojos son de un color gris plateado perfilado por una línea carmín. El Baudet no debe tener pelos blancos diseminados por su capa, ni presentar la raya de mulo sobre su columna. El abdomen y el interior de los muslos deben ser de un color más claro.

Esta raza de asno ha sido víctima de la ambición humana y en 1977, por cuestiones bélicas y otros intereses quedaban tan sólo 44 ejemplares de ella. Por suerte, en el año, 1979, y gracias al esfuerzo y colaboración de muchos simpatizantes y amantes de la raza, se puso en marcha un plan para salvarla y veinte años después de mucho trabajo consiguieron remontar la población hasta alcanzar los 350 ejemplares inscritos.

Actualmente un tercio de los efectivos se concentra en la región de Poitou, otro tercio se distribuye por el resto del país y el tercio restante se encuentra disperso en el extranjero (Inglaterra, Alemania, Suiza, Suecia, Holanda, Bélgica y Estados Unidos).

Aunque ha estado al borde de la extinción, el esfuerzo de fanáticos de esta raza ha podido recuperarla
Aunque ha estado al borde de la extinción, el esfuerzo de fanáticos de esta raza ha podido recuperarla

El valor principal de la raza es el papel que este asno juega como reproductor, sobre todo para la producción de mulos. Pero también se emplea como animal de trabajo en el campo y en las granjas, así como cruce para mejorar otras razas. Su dócil temperamento y su amabilidad le hacen el compañero ideal para los niños. En Estados Unidos se le utiliza en diferentes disciplinas ecuestres. E, incluso, como animal doméstico de compañía.

publicidad




Si te gustó este artículo puedes suscribirte gratuitamente al feed de Equinos.net o puedes recibir las novedades por email. Puedes compartir la entrada en algunas redes sociales:


También puedes consultar artículos relacionados que hemos publicado y pueden interesarte:



1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (No Ratings Yet)
Cargando…


Comenta si te gustó el sitio

Puedes comentar en el formulario. Puedes también suscribirte a los comentarios via RSS.

Puedes personalizar tu imagen de usuario mediante un perfil en Gravatar.com.

:potrillo :jinete :hipica :herradura :heno :granjera :brownhorse :blackhorse :almacen